Contaminación Visual

La contaminación visual se produce por la intervención humana en el ambiente, con elementos no naturales puestos en el ambiente por el ser humano de manera desordenada, desarticulada, excesiva y visualmente agresiva.

Existen varios tipos de contaminación ambiental, todos generados por el ser humano:

Contaminación Luminosa: exceso de recursos luminosos, como vallas, luminarias o reflectores que nos impiden ver el cielo de manera natural.

Contaminación publicitaria: grandes anuncios o vallas luminosas situadas a lo largo de las calles en cientos de ciudades.

Contaminación arquitectónica: construcciones que deterioran la vista del paisaje, sea natural o citadino.

Contaminación industrial: dispositivos de uso industrial como chimeneas, los postes o tendido eléctrico.

Contaminación por desechos: acumulación indiscriminada de basura o desechos sólidos que, además de constituir un problema sanitario, afectan visualmente el paisaje o ambiente.

Entre los efectos de la contaminación visual se encuentran el impedimento de apreciación del paisaje natural, sea urbano o rural, así como ruptura del equilibrio del ecosistema, aumento de estrés y accidentes de tráfico, dolor de cabeza y disminución de la producción.

#MartesDelPlaneta #CulturaDePaz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.